Saltar al contenido
Free Tour Milán

Transporte Público en Milán – Precios y Errores habituales

Sin importar el lugar de destino, siempre es necesario conocer los transportes de los cuales disponemos para realizar los recorridos cuando visitamos una nueva ciudad. En el caso de Milán el sistema se encuentra muy bien organizado para llevarte a cualquier lugar planeado durante tu visita. Conoce el transporte público de Milán, sus precios y todo lo que necesitas con Free Tour Milán.

Tipos de transporte público de Milán

En Milán encontrarás diferentes medios para llegar a destino sin gastar demasiado debido al bajo precio de estos servicios. El transporte público en Milán se compone de unas 66 líneas de autobuses del casco urbano y de 51 para viajes interurbanos. Sin embargo el transporte público de Milán más frecuente es el Metro de 4 líneas.

Además de estos medios de transporte público en Milán, está el tranvía histórico del siglo XIX con 17 líneas así como un trolleybus de 4 líneas. Ellos juntos cubren la totalidad de Milán, incluso zonas alejadas como los destinos del Lago Maggiore, Lago di Como o Lago Garda. De igual manera, en cualquiera de estos medios llegarás a lugares como el Duomo o el Castillo Sforzesco.

Los tipos de transporte público en Milán son adecuados para llegar rápido a los sitios más alejados o en caso de querer un tour de Milán en tres días sin perder el tiempo. Por lo demás, el centro histórico y económico no es tan extenso como para no recorrerlo por completo caminando. Estos son algunos detalles a considerar sobre los transportes públicos en Milán:

➡ Metro

Este transporte público en Milán pasa por las estaciones con una frecuencia de 2 a 4 minutos, por lo que no es necesario esperarlo durante mucho tiempo. Esto es en los días laborables mientras que los fines de semana su media es de unos 5 o 7 minutos. Una excepción son las paradas más alejadas del centro donde el tiempo de espera es por lo menos el doble.

Sin embargo, solo serán unos 15 minutos de espera en cualquier estación como máximo. Por otra parte, la duración del viaje desde las afueras de la ciudad son otros 15 minutos y los destinos turísticos más alejados en la frontera de los Alpes una media hora.

Los fines de semana el transporte público en Milán esta abarrotado entre las 18:00 y las 20:00 horas. Por ello te recomendamos esperar con antelación para no llegar tarde al hotel. En cuanto al horario trabaja hasta las 00:30 de la madrugada y algunos festivos hasta las 19:00.

Transporte_Público_en_Milán_2

➡ Tranvía

 

Uno de los transportes públicos en Milán utilizado con frecuencia por turistas es el tranvía. Estas cabinas circulan en la ciudad desde 1841 pero de ellas no queda ninguna trabajando. En su lugar se encuentran los modelos de Serie 1500 de más de 90 años de uso y de muy pocas unidades en todo el mundo.

Los más antiguos trabajan solo en las líneas dentro del casco histórico de los que te llevan al Duomo o a los parques públicos en Milán. Para su uso es necesario comprar un billete en una estación de metro o en un estanco (Tabaccheria) marcados con la letra T. Una vez dentro es necesario validar el billete para que empiece a pasar el tiempo de su uso.

Esto es importante ya que una multa por no tener el billete validado va desde 40 a 80 euros. Por lo demás, el tranvía es un transporte público en Milán un poco más lento que el tren con recorridos cortos de entre 5 y 20 minutos debido al tráfico.

Una ventaja de este transporte en Milán es la vista de muchos atractivos mientras te diriges a algún sitio específico. Además, si consigues montarte en los tranvías 1, 19 o 33 viajarás en un vagón de casi un siglo de antigüedad

Transporte_Público_en_Milán_3

➡ Autobús

Otro medio de transporte público en Milán es el autobús, una opción más rápida que el tranvía pero no tanto como el Metro. El número de líneas de autobuses entre interurbanas y extraurbanas supera los 100, las cuales es posible chequear en la página oficial de transporte Milano. En distancias cortas es una excelente opción por la fluidez del viaje y el hecho de no esta abarrotado casi nunca.

También, en verano lo es por estar equipados con aire acondicionado para un viaje fresco. Por otra parte, la frecuencia va desde los 5 minutos hasta los 20 en fines de semana o días festivos, lo cual no es demasiado considerando los tiempos del metro.

En cuanto al pago de este servicio de transporte público en Milán, es necesario comprar previamente un billete como el caso del tranvía y una vez dentro validarlo.

Transporte_Público_en_Milán_4

➡ Bicicleta

Las bicicletas no son un medio de transporte público en Milán pero es una forma de moverte en el centro y las áreas cercanas. Estás son un servicio del ayuntamiento y otras empresas privadas de alquiler, las cuales se ubican en diferentes puntos como la plaza del Duomo o la estación Cardona.

Solo es necesario descargar la app Mobike en la que se te exigirá un pago en tarjeta de crédito por la distancia del viaje y estarás listo para andar. No hay ningún problema si no ves una cerca, gracias al localizador de la app dónde aparecen las bicis desocupadas. Esta es una forma ecológica de recorrer los sitios de interés en tu viaje por Milán.

Te recomendamos usar la bicicleta como alternativa a los transportes públicos de Milán durante la semana, ya que va a facilitar andar por sus amplias calles. Sin embargo, el centro suele ser tener un tráfico intenso en los fines de semana y por ello es mejor caminar estos días.

Precios para el transporte público de Milán

La tarifa de los transportes públicos en Milán es la misma para el tranvía, metro y autobús dentro de la ciudad. Lo que sería un tipo de viaje M1 o M3 con los siguientes precios por tiempo de uso, el cual comienza a contar desde el momento de su validación:

  • Billete sencillo de 90 minutos: 2€
  • Billete 24 horas: 7€
  • Billete de 72 horas: 12€
  • Billete de 10 viajes: 18€

Errores típicos de turistas en el transporte público de Milán

El primero de ellos es subir al tranvía o autobús sin tener el billete, pensando en comprarlo dentro. El billete del transporte público en Milán se compra en cualquier estación de metro o en un estanco (verás un cartel con la letra T de Tabaccheria). Otro error del cual hablamos es no validar el billete al subir, lo que tiene una sanción económica de más de 40 euros.

De igual forma, comprar un ticket de 10 viajes para usarlo varias personas es otro error porque este es personal e intransferible. Si lo validas en el transporte público de Milán y a continuación lo vuelves a hacer sin salir no servirá. También, es mejor pagar por un billete de 24 horas si no vas a consumir la totalidad de los viajes.

Los billetes del centro de Milán solo funcionan en las rutas interurbanas sin importar el tiempo de su valor. Algunos los compran estando allí y al hacer el viaje de vuelta en cualquier transporte público de Milán les impiden entrar con él. En estos casos de viajes más largos, necesitarás un billete más caro que cubra estas rutas.

El daño a los billetes de forma accidental con el teléfono ocasiona malos momentos a muchos turistas. Esto se debe a su banda magnética, la cual se estropea con la radiación de los teléfonos. Por supuesto no es un error tuyo sino más bien un infortunio y por ello, si te pasa solo necesitas decírselo al trabajador encargado de validar en el transporte público de Milán.

A algunos se les ocurre comprar un billete para cada transporte lo cual no es necesario porque estos funcionan en todos los medios, excepto en las distancias más largas. Por último, aunque es una ciudad segura, no está de más advertirte que cuides tus pertenencias en el transporte público de Milán.

Estos son los medios del transporte público de Milán para realizar tu recorrido tanto por las atracciones del centro como por sus paisajes más alejados. Ten en cuenta los precios, lugares de venta y los errores frecuentes para evitar pasar un mal rato durante tu estancia en la ciudad italiana. Conoce más sobre los atractivos de esta ciudad y encuentra recorridos guiados en Free Tour Milán.